jueves, 18 de marzo de 2010

An education, o la pérdida de la inocencia


¿Con qué puede soñar una adolescente londinense de los años 60? ¿Qué puede querer más que alejarse de un país totalmente aislado y saltar al continente para ir a París y escuchar discos de Juliette Greco mientras se fuma un cigarrillo y observa el Sena desde su ventana? ¿Por qué conformarse con estudiar Literatura en Oxford y ser una profesora aburrida como su aburrida profesora de Literatura?

Jenny tiene 16 años y muchos sueños. Imagina que logrará escapar de sus padres y de los planes que tienen para ella. Mientras está en su dormitorio escuchando y cantando canciones francesas piensa que existe otro destino para ella.



Entonces aparece David. Un hombre mayor que le muestra una vida inalcanzable para ella a esa edad: buenos restaurantes, jazz, conciertos de música clásica, escapadas de fin de semana, subastas...Jenny, fascinada, se aferra a esa vida que no le corresponde y huye de toda esa rutina adolescente para cumplir un sueño, que pierde la magia cuando deja de ser sueño, en la adolescencia. Porque una de las cosas más bonitas de esa edad es precisamente soñar, imaginar la vida futura. No cumplirla.

An education me ha parecido una película maravillosa. Llena de detalles. Todas las conversaciones, la música, las referencias a libros, discos, obras de arte. Todo tiene un gran sentido. Y todo encaja a la perfección con el mensaje principal: ¿quién no se ha sentido atraído alguna vez por un mundo inalcanzable, prohibido? ¿quién no se ha agarrado con fuerza a una vida que no le corresponde? ¿Quién no ha sufrido después al despertar y descubrir que no era allí donde debía estar?

"All that poetry and all those songs about something that lasts no time at all..."

12 comentarios:

Cristina dijo...

Qué buen comentario de la película, con las ganas que tengo yo de verla. El libro/memorias en que se basa lo he tenido un par de veces en la mano, pero nunca termino de decidirme...

Helene Hanff dijo...

Hola Cristina, para mí es una gran película. Disfruté muchísimo viéndola. Tengo ganas de leer también las memorias! Un beso

Alfredo J. Liebana Rado dijo...

¿Qué tal te pareció el final? ¿Coherente? ¿O excesivamente moralizante? Hubo una época en la que me habría indignado, porque pensaba que podía llevarse la vida que lleva David de una forma "legal", sólo era cuestión de ser más listo... Ahora, curiosamente, en cuanto aparece David, siento que me da mala espina (no creo estar estropeando el argumento a quienes no la hayan visto, se ve a la larga que la chica se la va a pegar, la cuestión está en saber la magnitud del desastre). Un beso.

troyana dijo...

Qué buen análisis has hecho de la película,qué bien escrito y expresado.A mí me ha gustado mucho(todavía no le he dedicado una entrada),y sin ánimo de ser spoiler,el final lejos de parecerme moralizante,me parece el mejor de los posibles,empezando un capítulo nuevo,haciéndose a sí misma,lejos de una vida regalada,libre para construirse a sí misma,formarse,viajar,sin permitir que ningún lastre le impida abrirse de nuevo y amar,en fín,no sé me ocurre mejor desenlace,la verdad.
bss

Alfredo J. Liebana Rado dijo...

Estoy de acuerdo contigo, Troyana, creo que Nick Hornby (uno de mis escritores favoritos) ha hecho un excelente trabajo con el guión, porque pienso que, con menos habilidad, podría haber pecado de moralizador. También me encanta el personaje de Jenny, no cae en el cliché de "Lolita"... es muy sencillo identificarse con ella, y para mí, eso significa credibilidad.

Alba dijo...

yo he publicado esto tambien en mi blog, muy resumido, la elegi como muestra de perseverancia...y es claro ejemplo de mujer, muy buena eleccion.

Helene Hanff dijo...

Alfredo: estoy con Troyana y contigo, el final me parece el único aceptable y es el que quería que fuese porque Jenny me cae genial, me parece maravillosa...tenía que ser libre! Un beso

Alba: voy a leer tu post sobre la peli, a ver qué has percibido tú!!

princesadehojalata dijo...

Pues fijate que me gustó mucho en su comienzo pero después sentí que se aburguesaba, que se llenaba de tópicos y que llevaba a un final previsible, como muy trillado, creo que podía haber dado más de sí. Lo que más me interesa de la peli, aparte de ella que está fantástica, son esos padres tan seducidos por David como su hija. Y todos esos detalles de los que hablas también, ay Inglaterra... Besos!

Daniel dijo...

Interesante.

Helene Hanff dijo...

Princesa: repasando la película tras leer tu comentario creo que es verdad que hay bastantes tópicos, pero creo que cuando empecé a verlos estaba totalmente rendida a los pies de ella y pasaron desapercibidos!! Un beso

Daniel: ¡te la recomiendo!

memento dijo...

Sin ser una obra maestra, sí que me parece una película recomendable en los tiempos que corren...

sindrome coleccionista dijo...

Por eso creo q los amores platónicos hay que dejarlos platónicos sin ni siquiera rozar de lejos con tus dedos